Opinión

Ni un privilegio para los Pujol Ferrusola

0

Los delitos de tráfico de influencias, cohecho y falsedad en documento mercantil que pesan sobre Oriol Pujol Ferrusola–quinto vástago del ex presidente catalán– por el caso ITV, deberían ser suficientes para que cumpliera de manera íntegra los dos años y medio de prisión impuestos por la magistrada de la Audiencia de Barcelona, María del Carmen Zabalegui. Sin embargo, tal y como ha revelado OKDIARIO, la Dirección General de Servicios Penitenciaros de la Generalitat tiene previstos otros planes mucho más gratos, a la par que inaceptables, para el ex dirigente de Convergencia Democrática de Cataluña (CDC).

El citado organismo, manejado por el separatista Amand Calderó, prevé darle el tercer grado a los dos meses de entrar en la prisión barcelonesa de Cuatro Caminos en la Roca del Vallés y, además, destinarlo al módulo VIP donde cumplen condena policías, jueces y otros reos privilegiados. El que Pujol Ferrusola goce o no de esta concesión de semilibertad –podrá salir a la calle y sólo regresará a la cárcel a dormir– depende de la Junta de Vigilancia, un ente penitenciario dependiente de la Generalitat de Quim Torra que, para mayor inri, se ha declarado sin pudor a favor del separatismo catalán. Razón por la que, previsiblemente, el ex político no tarde en disfrutar del deleite de la libertad y pasar por encima de la condena impuesta.

Fernando Grande-Marlaska, ministro del Interior, no debe permitir que el condenado Pujol Ferrusola esquive la acción de la Justicia ayudado por el favor de los golpistas y debe exigir las explicaciones pertinentes a Ester Capella, consejera de Justicia del Gobierno regional. Es inaceptable que el ex convergente disfrute de unas prebendas absolutamente arbitrarias cuando, tal y como ha señalado de manera tajante la juez en su auto, su actuación ha sido “un ataque muy importante” al Estado de Derecho por aprovecharse económicamente de su “privilegiada posición política”. El mismo paraguas de amparo, por cierto, que usó todo el clan Pujol para presuntamente ocultar al fisco su fortuna en Andorra. Desde luego, la familia molt honorable no está en condiciones de gozar de regalías cuando tiene aún cuentas que saldar con la Justicia. El recluso –y también investigado por el juez de la Audiencia Nacional José de la Mata– debe cumplir sus dos años y medio de condena, ni un día menos.

El primer bebé de una paciente curada del ébola nace sano en el Congo

Previous article

VOX y lo elemental

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Opinión