Politica

El PP insiste en la “traición” de Sánchez pese a la ruptura del diálogo

0

Los populares describen la situación en Cataluña como un golpe de Estado continuado

Poco después de que la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, comunicara que daba por rotas las negociaciones con el independentismo, el PP avisó de que no había cambio de planes y que la manifestación de mañana es “más necesaria que nunca”. Los populares fueron los primeros en acudir a la delegación del Gobierno para pedir permiso para celebrar la protesta y su líder, Pablo Casado, quiere que sea una demostración de fuerza. “La mejor moción de censura que se puede hacer ahora mismo a Pedro Sánchez es acudir a la concentración”, dijo.

El vicesecretario de organización del PP, Javier Maroto, explicó así por qué no les convencía la rutpura de las negociaciones entre el Gobierno y la Generalitat anunciada por Calvo. “Hasta esta mañana [la de ayer] habíamos visto a un presidente del Gobierno dispuesto a traicionar políticamente a todos los españoles a cambio de seguir en La Moncloa cediendo a las pretensiones independentistas. Hoy, además, sabemos que es capaz de dar bandazos, decir una cosa y la contraria para conseguir sus objetivos”.

El PP describe la situación en Cataluña como un golpe de Estado continuado y desde que Mariano Rajoy fue desalojado por el poder por la moción de censura han convertido el supuesto pacto de cesiones de Pedro Sánchez a los independentistas en el núcleo de su oposición. Ni la enmienda a la totalidad presentada por los independentistas al plan de Presupuestos del Gobierno ni la rutpura de las negociaciones les han hecho cambiar de rumbo. Los populares creen que buena parte del éxito de Vox se debe a su dureza con el soberanismo y a la brevedad con la que el Ejecutivo de Rajoy aplicó el artículo 155 en Cataluña y quieren abanderar el discurso de mano dura contra el independentismo, destacando que son esos partidos los que sostienen a Sánchez en La Moncloa.

“No podemos creer al Gobierno de la mentira cuando dice que rompe con los independentistas, porque el Ejecutivo de Sánchez sigue manteniendo al relator y la mesa de partidos al margen del Parlamento, lo que es absolutamente intolerable”, incidió el portavoz adjunto del PP en el Congreso, Carlos Floriano. “El PSOE no quiere entender que en Cataluña hubo hace un año un golpe de Estado y que ese golpe de Estado aún no se ha resuelto. Y Sánchez tampoco quiere entender que lo que llaman el conflicto de Cataluña es, en realidad, un gobierno que pretende hacer extranjeros a la mitad de la población de Cataluña y también al resto de los españoles”, añadió.

Casado quiere que la manifestación de mañana sirva, además, como una gran escenificación de unidad para aplacar las críticas internas por su escalada verbal —hasta 21 insultos dedicó a Sánchez en 47 minutos— y por el endurecimiento de su discurso para atraer al electorado que les abandonó por Vox. Dirigentes populares trasladaron el jueves a EL PAÍS su malestar por el tono de Casado y el hecho de que hubiera resucitado el debate del aborto, un asunto que no les aporta votos y que siempre ha incomodado al partido. En 2014, el ministro de Justicia Alberto Ruiz Gallardón dimitió después de que Rajoy decidiera retirar su proyecto de reforma de la ley del aborto tras escuchar las dudas de algunos dirigentes y ver encuestas desfavorables.

El jueves, el PP confirmó que sus dos principales barones, Alberto Núñez Feijóo y Juan Manuel Moreno habían excusado su asistencia por motivos de agenda: el presidente gallego tenía un viaje institucional a EE UU y el andaluz, un bautizo. Pero ayer, a primera hora, Pablo Casado anunció en una entrevista en La Cope que ambos participarían en la protesta. “El PP está muy unido”, insistió.

Preguntado por el cambio de planes, Moreno explicó que quería evitar “malinterpretaciones”, informa Nacho Sánchez. “No es tanto por presión como para evitar la lectura de que los dos presidentes más centristas no acudan”, añadieron fuentes del Gobierno andaluz. Desde el entorno del presidente de la Xunta y del PP gallego confirmaron que Feijóo, de viaje oficial en EE UU, cambió su agenda para poder estar en la concentración, informa Sonia Vizoso. El entorno de Feijóo defiende que está “totalmente de acuerdo con la manifestación y su espíritu”.

El líder del PP vasco, Alfonso Alonso, no asistirá porque se había comprometido a acudir a un homenaje a Joseba Pagazaurtundua, policía asesinado por ETA hace 16 años. Al acto acudirán el portavoz popular en el Parlamento vasco, Borja Sémper, y la secretaria general del PP vasco, Amaya Fernández, mientras que los presidentes de los populares alaveses y vizcaínos, Iñaki Oyarzábal y Raquel González, respectivamente, irán a la protesta en Madrid, informa Pedro Gorospe.

También acudirán los barones del PP en la Comunidad Valenciana, Murcia, Madrid, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Cataluña, Extremadura, Canarias, Baleares y La Rioja. El líder del PP toca a rebato. Con el electorado más fragmentado que nunca pretende hacer ver su liderazgo en la oposición.

 

Podemos y la oposición se preparan ya para el final de la legislatura

Previous article

Los ladrones se ceban con las iglesias en Benalmádena

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Politica